¿Hacia una nueva Altamira? Un poco de humor ante la crisis

Desde el Ministerio de Cultura se nos informa de la adjudicación a Juan Navarro Baldeweg del proyecto del nuevo museo que contendrá la réplica exacta de la Sala XX del Palacio de las Naciones Unidas de Ginebra.

La decisión de recrear la sala con sus famosos frescos se ha debido al deterioro de los mismos, que han sufrido enormemente con la rotura de las condiciones higronométricas de la sala por la presencia constante de los seres humanos en un ambiente que había permanecido inalterado durante milenios.

El mundo del arte está por tanto de enhorabuena gracias a la ágil gestión de los conservadores de la ONU y a los técnicos del Ministerio que en un tiempo récord han gestionado la crisis de los frescos.

El afamado Arquitecto ha mostrado su satisfacción al saberse elegido para resolver tan emocionante desafío.

“Navarro Baldeweg habla de una “tectónica geológica” al indicar que su edificio recoge situaciones que ocurren en el suelo, y que los vacíos que se producen en la cueva son el resultado de “hacerse sitio” entre capas de rocas. Por ello, los lucernarios que emergen de la cubierta rompen esta última capa a modo de corteza, y muestran así su estructura expresando su naturaleza e identificándose con el medio. Si bien la obra del arquitecto mantiene invariantes obsesiones que destila y retoma en casi todas sus obras, rescata en sus últimos proyectos una figuración llena de señales que quiere narrar aspectos metafóricos, que sin duda enriquecen y llenan de contenido su arquitectura. Dicho campo sabe Navarro Baldeweg representarlo con mecanismos estrictamente arquitectónicos y aplica con frecuencia una bella metáfora para transmitir sus ideas: habla de la “caja de resonancia” como la capacidad de la construcción para generar una energía distante, un instrumento que hace resonar algo fuera de ella misma. Al igual que en la música una vibración inicial es recogida por el aire, transportada y amplificada por una caja de resonancia para llegar a nuestros oídos. La música no es el instrumento, la arquitectura no es la caja. Es la construcción de un eje conceptual que tiene un origen físico y un fin sensorial, y según la metáfora de Navarro Baldeweg, su concepción arquitectónica pasa por hacer una caja que, al resonar, establezca un acuerdo entre ambos extremos.”  http://www.elcultural.es/version_papel/ARTE/152/Juan_Navarro_Baldeweg_firma_el_edificio_que_alberga_la_neocueva 

😀

http://www.elconfidencial.com/cache/2008/12/03/sociedad_23_cupula_bacelo_pedazos.html

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s